Monumento Universal a la Vendimia

InicioQué verArquitectura HistóricaMonumento Universal a la Vendimia

El Monumento Universal a la Vendimia de Requena, el único que existe en occidente, es obra del arquitecto Ricardo Rosso y del escultor Esteve Edo. La primera fase del monumento fue inaugurada el 30 de agosto de 1972, casi 20 años después de la colocación de la primera piedra.

El monumento, de dieciocho metros de altura, está compuesto de un cuerpo inferior con una fuente en el centro y dos escalinatas que dan acceso al segundo tramo. Este consta de una base cuadrada sobre la que se levantan seis columnas lisas rematadas con un friso, una cornisa y dos pináculos. A lo largo de los años se han colocado diferentes elementos decorativos como la pareja de vendimiadores, los escudos de Requena, de la Generalitat Valenciana y de la OIV (Organización Internacional del Vino), la Virgen de las Viñas y por último los tres frisos de bronce, situados en la parte inferior, con escenas alegóricas a la vendimia.